Antes de tomar la decisión de iniciar un procedimiento de separación o de divorcio, debes saber la diferencia que existe entre ambos, ya que, para el supuesto de optar por la separación, debes tener en cuenta que el vínculo matrimonial no se extingue, se encuentra en suspenso, y en el caso de que se produzca una reconciliación de los cónyuges puede reanudarse, sin embargo, esto no ocurre en el divorcio, pues el mismo produce la extinción del vínculo matrimonial.

El proceso de separación puede realizarse de mutuo acuerdo o de forma contenciosa, y si no existen hijos menores de edad, puede realizarse ante Notario. En el supuesto de que existan hijos menores de edad debe tramitarse siempre y en todo caso por vía judicial.